Ensalada de mildiú velloso: en qué consiste y tratamiento efectivo

De las 34.150 hectáreas de cultivo de lechuga en el territorio nacional, 15.836, el 46%, corresponden a campos de la Región de Murcia, según el avance de datos vegetales de 2021 elaborado por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. Asimismo, de un total de 1.063.775 toneladas producidas ese año, cerca de la mitad, 421.196 toneladas, procedieron de dicha CC. AUTOMÓVIL CLUB BRITÁNICO.

Los productores de lechuga murcianos, por tanto, tienen motivos de sobra para preocuparse por la que consideran una de las enfermedades más peligrosas de este cultivo: el mildiú velloso.

En palabras de Antonio López Ibarra, técnico agrícola de la cooperativa comarcal dioses SCA¿Puede esta condición llevar «la pérdida de un determinado número de piezas y, por tanto, de parte de la producción». Desde el Gobierno regional lo consideran “el mayor problema de epidemia fúngica en el cultivo de lechuga en las zonas de producción de Murcia”.

Características y desarrollo del mildiú velloso de la lechuga

El mildiú velloso de la lechuga es causado por un parásito oomiceto de la familia Peronosporaceae. Ensalada Bremia. El tizón de la lechuga, como también se conoce a la enfermedad del oídio, puede aparecer a lo largo del ciclo del cultivo, aunque sus ataques son más intensos en los meses de invierno, o más precisamente, de otoño a primavera, franja con las condiciones adecuadas para su desarrollo suele ocurrir.

Así, los cielos nublados, la humedad relativa alta (superior al 90%) y las temperaturas suaves son factores favorables para que el hongo se asiente.

Se reproduce sexualmente dando lugar a oosporas, y el hongo se reproduce asexualmente a través de zoosporas encerradas en esporangios formados en frutos arborescentes. La temperatura óptima de desarrollo está entre 4ºC y 15ºC, con límites de -3ºC y 31ºC. Las esporas germinan a temperaturas de 10ºC a 17ºC y humedad relativa cercana al 100%.

En algunos casos, los esporangios no germinan directamente, sino que producen zoosporas flageladas que se lavan y causan infección. En este caso, la presencia de agua líquida sobre la planta es fundamental.

Los esporangios muestran un mejor desarrollo en condiciones de poca luz. La luz reducida continua provoca la descomposición de las células estomáticas.

La duración de un ciclo completo para el desarrollo del hongo es de 7 a 9 días en condiciones óptimas.

En vivero, el ataque del hongo se percibe en los cotiledones debido al amarillamiento de las zonas colonizadas, que acaban necrosándose y secándose. En plantas que tienen un desarrollo más avanzado, la infección se manifiesta a través de manchas amarillas en la parte superior del limbo, delimitadas por las nervaduras secundarias. Asimismo, en el envés de la zona amarilla aparece un fieltro blanquecino formado por los frutos arborescentes.

Posteriormente, las zonas centrales de las manchas acaban convergiendo y formando grandes zonas necróticas de color marrón. La enfermedad progresa hacia el interior de las hojas, donde aparece como una decoloración aceitosa.

Una estrategia de tratamiento eficaz contra el mildiú velloso en lechuga

Esta enfermedad Es muy complicado de controlar si la epidemia se desarrolla en condiciones favorables. existe, de todos modos, diversas medidas preventivas que ayudan a mitigar sus efectos: semilleros adecuadamente ventilados; mantener la tierra libre de cursos de agua; manejo adecuado del riego y la fertilización; o plantas anchas y marcos de plantas para favorecer la aireación.

En sus cultivos de lechuga iceberg, Deilor SCA mantiene estas medidas anticipatorias, como “marcos de plantación más espaciosos en épocas de mayor necesidad de riego y humedad, para que la enfermedad no afecte tanto, o introducción de nuevas variedades de semillas con diferente resistencia a la bremia”y combínalos con aplicaciones preventivas de productos con diferentes modos de acción.

En este sentidouna estrategia efectiva incluirá la combinación en el uso de los productos revisados y Taegrode Syngenta.

En un ladonotificado Es un Fungicida a base de 250 g/l (23,40% p/p) de Mandipropamida de alta eficacia contra hongos oomicetos causantes de enfermedades foliares como el oídio.

En lechuga se debe aplicar a una dosis de 0,4 – 0,6 l/ha en estado vegetativo BBCH 11-49 (1ª hoja verdadera desplegada al tamaño y forma típicos de la cabeza). El número máximo de aplicaciones en un intervalo de 7 a 10 días es de dos.

El ingrediente activo de Revus se fija en la capa cerosa y desde allí se redistribuye dentro de la planta, mostrando actividad translaminar. Es muy activo en la germinación de esporas de hongos y también inhibe el crecimiento del micelio durante la fase de incubación de la enfermedad.

En segundo lugar Taegro es un biofungicida preventivo de origen natural de amplio espectro a base de Bacilo amyloliquefaciens cepa FZB24 (13% WP), que estimula los mecanismos naturales de defensa de la planta.

Presenta tres modos de acción: produciendo metabolitos antimicrobianos, compitiendo por el espacio en las superficies vegetales y activando la inducción de defensas vegetales.

La dosis de aplicación en lechuga es de 0,185 – 0,37 kg/ha con una cantidad de agua de 180 – 1000 (l/ha). Se permiten 10 aplicaciones en un intervalo de 7 días y el momento de aplicación será durante el estado vegetativo BBCH 10-89.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *